lunes, 28 de febrero de 2011

“WikiLeaks es un modo de resistencia contra estados que odian nuestras libertades".

Una entrevista a Richard Stallman




Richard Stallman

 

En este momento donde la red es victima de ataques constantes, y cuando se esta olvidando el alboroto causado por los cables de Wikileaks. consideramos necesario continuar brindándoles información al respecto. disfruten de esta entrevista publicada en la revista Ñ.

///

Referente internacional en el activismo de software libre, y el fundador del Free Software Foundation, considera a Julian Assange como un héroe. Pero disputa la utilidad de las últimas filtraciones diplomáticas.

Por ANDRES HAX - ahax@clarin.com



Richard Stallman es un ser sui generis. Un especie de anti-Bill Gates, en el sentido que tiene una influencia enorme en el desarrollo de software a nivel mundial pero su meta no es enriquecimiento personal, o la creación de un producto capitalista, sino liberar el software para hacer un mundo mejor a través de su Free Software Foundation. Sí, es utópico. Nacido en 1953, el hacker estadounidense tiene una manera de ser a la vez arisca y abierta. Enfatiza con vehemencia la diferencia entre el “software libre” (el movimiento que apoya) y “código abierto”, que para el es otra cosa completamente. Ñ Digital lo consideró una fuente fundamental para seguir el debate acerca del acontecimiento WikiLeaks, ya que es uno de los activistas estadounidenses que basa su militancia por la libertad en y con la Web.

¿Qué opinas del  papel que está jugando WikiLeaks?

Lo que pienso de WikiLeaks es que es una defensa contra las mentiras asesinas de los estados.

¿De todos los estados, o de  los Estados Unidos?

De los estados. Porque no sólo los Estados Unidos miente. Muchos estados mienten. Y muchos estados matan. Pero los Estados Unidos es el más rico y el más poderoso todavía. Y ha lanzado guerras recientemente que han matado, en Irak, a un millón de personas.

¿Piensas que esto puede cambiar algo en la realidad de la política de los Estados Unidos?

No sé. Porque la política de los Estados Unidos me parece local. Y aunque Bush ha admitido que ordenó la tortura, la gente no presiona para investigarlo y acusarlo formalmente como se debería. Ya lo sabemos, porque lo ha admitido, que es culpable de la tortura. Entonces, si los Estados Unidos no lo acusan, debe hacerse en un tribunal internacional.

¿Qué te parecieron los contenidos de las filtraciones?

Hasta hoy no he visto nada muy interesante en los últimos artículos de WikiLeaks [nota de ed. La entrevista se hizo el pasado martes, 30 de noviembre]. Y por eso, no estoy convencido que estas filtraciones se tendrían que haber publicado. No creo que haya sido una buena decisión (por parte de WikiLeaks). No veo una razón para publicarlos.

En cuanto a los documentos acerca de las guerras, sí hay escándalos que el gobierno escondía del público por su vergüenza supongo, o por su deseo de evitar ser castigados por sus crímenes. En el caso de los cables diplomáticos no es lo mismo. Quizás es porque no las he visto todos los documentos... Es posible que algo importante esté por venir.

No pienso que sea deseable crear disputas entre estados o exponer toda la comunicación solo para exponerla. Pero cuando hay un escándalo o un crimen que el estado esconde, en este caso es importante exponerlo.



sábado, 26 de febrero de 2011

"La gente nace con cierta predisposición contra el árbol, una predisposición que no logra corregir la misma Universidad"

"CORTE DE ÁRBOLES"

por Enrique Bernardo Nuñez


Enrique Bernardo Nuñez

Recientemente comenzaron las labores de "ampliación de la Avenida Universidad de Naguanagua. La supuesta ampliación de la avenida realmente fue una maniobra para restarle espacios a los peatones. Se redujo el espacio destinado a las aceras y se se talaron todos los arboles existentes en las islas antes de que estas también fueran reducidas de manera drástica. A pesar de toda la propaganda positiva que pueda tener el alcalde Alejandro Feo La Cruz en el programa Alta Tensión que transmiten todas las mañanas por la radio emisora La Mega 95.7, podemos decir que en muchos aspectos su gestion francamente es deficiente y el colmo de su ineficiencia fue coronada con esta supuesta mejora de las vias de comunicación del Municipio Naguanagua. ¿Que genio del urbanismo considera que restarle espacios a los peatones puede mejorar la vialidad y el nivel de vida del ciudadano en este municipio? Desmejoremos al peatón y beneficiemos al parque automotor y a la contaminación.

En este momento que vivimos una ola de calor inclemente es cuando mas se necesita la sombra de los árboles, árboles que fueron talados injustamente para ser sustituídos por escualidas palmas de dudoso crecimiento.

Creemos que este es el momento para hacer un llamado de Alta Atención al Alcalde y al equipo del programa matutino de LA Mega 97.5 para que verdaderamente se preocupen por resguardar los intereses de todos los habitantes de Naguanagua. Es hora de ejecutar políticas tangibles y efectivas dejando de lado las políticas de promoción mediática.

Y por favor le pedimos a todos los alcaldes que en nombre del sentido común dejen a los árboles en paz.

 

15 de Mayo de 2015

 

 *******

 

Es mas que notorio en Valencia, la falta de interés de sus habitantes y de sus autoridades por el patrimonio común de esta ciudad. Aquí las victimas usuales del "progreso" son los arboles. En Valencia hay casos emblemáticos como los arboles talados para desarrollar la segunda etapa del metro, actualmente paralizada y que en ese estado solo genera problemas. Y más recientemente podemos ver como en la horrorosa restauración de la plaza Bolívar los arboles fueron "podados" sin tener en cuenta ningún criterio estético o fitosanitario. Definitivamente la alcaldía de Edgardo Parra no tiene criterio alguno para realizar las cosas. Despues de tan nefasta restauración nadie se ha pronunciado ni siquiera la Sociedad Bolivariana Carabobeña  una organización que supuestamente debería proteger la memoria del Libertador.

 Pero al parecer esta no es una actitud nueva. Por esta razón publicamos este texto que Enrique Bernardo Nuñez , el escritor más importante de esta ciudad, publicó en 1954.

Léanlo y saquen sus conclusiones.

Richard Montenegro

 

Protestas por la tala de Camorucos frente al centro comercial "El Camoruco" durante la gestión del alcalde Francisco Cabrera en el decenio de los 90.





CORTE DE ÁRBOLES


"¿Por qué usted no escribe sobre el corte de árboles en Valencia?" -me dice un amigo con aire indignado. "Pero ¿cree usted que eso traiga algún resultado?" -le contesto. Ya el mal está hecho. Además, ¿cuántas veces se ha escrito en los diarios de Caracas y de toda Venezuela acerca de la ruin costumbre de talar árboles? Yo mismo escribí muchas veces, sin otro resultado que el de ver el derribo de otros árboles. Siempre una tala de árboles viene precedida de una campaña a favor de los mismos. Es la protesta contra toda defensa que se haga de los árboles. La "Sociedad Amigos de Valencia" lleva a cabo una reforestación de las sierras que rodean la ciudad. Han plantado no sé cuántos arbolitos, los cuales darán ancha sombra si los dejan crecer. En respuesta, los encargados de las obras de Camoruco procedieron a cometer su arboricidio. La destrucción de árboles en Valencia viene desde hace tiempo. Frente al Teatro Municipal había unos hermosos apamates, y fueron cortados. Los árboles de la Plaza de la Libertad, cortados. En la Plaza Bolívar quedan algunos por milagro. Mientras más hermoso sea un árbol mayor es el peligro que lo amenaza. Aquí no hace mucho cortaron los de la Avenida del Cementerio, como han cortado centenares de árboles en todas partes, para reponerlos, eso sí, con unos cuantos arbolitos importados. La gente nace con cierta predisposición contra el árbol, una predisposición que no logra corregir la misma Universidad. ¿Ve usted aquel arbolito que nace? Ya tiene encima mil ojos que acechan el momento de cortarlo. Hace pocos años, creo que en 1948, vi derribada en Bárbula la más hermosa avenida de árboles que pueda imaginarse, casi todos centenarios, con el objeto, según se informó, de instalar allí una colonia de locos. A un lado y otro del camino se hacinaban inmensos troncos de árboles derribados. Puede que los que hayan cortado los árboles de Camoruco sean escapados de la colonia de Bárbula. La foto publicada por "El Nacional" no deja lugar a dudas. Esos hombres que allí aparecen no pueden ser sino locos escapados de Bárbula.

 
Una veja vista de la avenida de Camoruco cuando existía el Tranvía

Los árboles de la Avenida Camoruco, o la famosa bóveda de apamates y de cedros que le daban sombra, procedían de la época de Guzmán Blanco, cuando el Ilustre tenía casa en aquel paraje, y cuyas ruinas se vieron hasta no hace mucho. Las sucesivas Juntas de Fomento compuestas de los vecinos, tuvieron a su cargo el cuido y replantación de estos árboles. 
 
 Adolfo Ernst
Eran vestigios de otra época, de otra mente, de otro estilo de vida. Una época donde como nunca se dio culto al árbol. Este culto vino a señalar en Venezuela una etapa en la evolución de las costumbres. Las plazas, antes de tierra, o de piedra y ladrillos, se vieron cubiertas de árboles y flores. Se plantaron muchos a lo largo de las avenidas. Hubo ciudadanos cuya memoria podría honrarse sólo porque fueron grandes plantadores de árboles. Adolfo Ernst recibía encargo de averiguar si el gas del alumbrado causaba algún daño a los árboles, y tras laborioso estudio demostraba que ninguno les hacía.


Campus Bárbula en 1974. En la esquina derecha pueden ver el edificio de la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales (FACES) en construcción.Pulsa sobre la imagen para verla más grande


Esa tala de árboles en vísperas de conmemorarse el Cuatricentenario de la ciudad es bastante significativa. No se guardó ningún miramiento a lo que ellos representaban. Eran testimonio de amor a la naturaleza y a la ciudad, de fe y esperanza en el porvenir. En síntesis, el poema acariciado en la mente y el corazón de varias generaciones. Buen asunto para el Cuatricentenario el derribo de estos árboles.

Enrique Bernardo Nuñez 

“El Nacional”, 30 de julio de 1954

*******



Richard Montenegro. Perteneció a la redacción de las revistas Nostromo y Ojos de perro azul; también fue parte de la plantilla de la revista universitaria de cultura Zona Tórrida de la Universidad de Carabobo. Es colaborador del blog del Grupo Li Po: http://grupolipo.blogspot.com/. Es autor del libro 13 fábulas y otros relatos, publicado por la editorial El Perro y la Rana en 2007 y 2008; es coautor de Antología terrorista del Grupo Li Po publicada por la misma editorial en 2008 y en 2014 del ebook Mundos: Dos años de Ficción Científica editado por el Portal Ficción Científica. Sus crónicas y relatos han aparecido en publicaciones periódicas venezolanas tales como: el semanario Tiempo Universitario de la Universidad de Carabobo, la revista Letra Inversa del diario Notitarde, El Venezolano, Diario de Guayana; en las revistas electrónicas hispanas Alfa Eridiani, Valinor y Gibralfaro, Revista de Creación Literaria y de Humanidades de la Universidad de Málaga y en portales o páginas web como la española Ficción Científica, la venezolana-argentina Escribarte y la colombiana Cosmocápsula.



viernes, 25 de febrero de 2011

Presentacion de los libros:

"Los Difuntos" de Vielsi Arias, "La Visita del Angel" de Juan Medina Figueredo y "Postal de Sequía" de Freddy Ñáñez

el la Librería del Sur Valencia





Estimados Amigos:


El Grupo Li Po y el Grupo Literario Enriqueta Arvelo Larriva tienen el gusto de invitarlos a la presentación de los libros "Los Difuntos" de Vielsi Arias y "La Visita del Ángel" de Juan Medina Figueredo, ambos títulos premiados en la edición 2010 del Concurso Literario Stefania Mosca (Fundarte) . Además, también conversaremos sobre el poemario "Postal de Sequía" de Freddy Ñáñez, acreedor de la Bienal Ramos Sucre. Este jolgorio se realizará en la sede de Librerías del Sur Valencia el día sábado 26 de febrero de 2011, a las 10 am. Ubicada en el Centro Comercial Camoruco


Asiste, sólo la poesía y la magia de contar satisfacen.


jueves, 24 de febrero de 2011

“La vida pública debe estar abierta al conocimiento del público, esconderla le corresponde al pasado”.

Una entrevista a Carlos Fuentes




En este  la red es victima de ataques constantes, y cuando se esta olvidando el alboroto causado por los cables de Wikileaks. Consideramos necesario continuar brindándoles información al respecto. disfruten de esta entrevista al escritor mejicano Carlos Fuentes  publicada en la revista Ñ.

El gran novelista mexicano sostiene que no hay nada nuevo en las filtraciones de WikiLeaks. “Ya lo sabíamos todo”, dice.

Por ANDRES HAX - ahax@clarin.com

El escándalo internacional de las filtraciones de WikiLeaks suma un nuevo capítulo cada día, como un culebrón de espionaje internacional. La diversidad de opiniones sobre las acciones de Julian Assange hablan de un anarquista que puede provocar una guerra mundial hasta delirios paranoicos, como la del presidente de Irán, quién sugirió que era una operación de Bandera Falsa: o sea, que Assange, en realidad, es un agente de los Estados Unidos, y que las filtraciones son una acción premeditada para perjudicar a Irán en la opinión pública internacional. Una realidad que “crea obligaciones tanto para los gobiernos como para el periodismo”.

Ayer —martes, 30 de noviembre— hablamos con el gran escritor (y ex-diplomático) Carlos Fuentes, desde su casa en el D.F. mexicano. Con la sabiduría de los experimentados y la calma de los sabios eligió ponerle paños fríos al asunto. Afirmó que lo que se está filtrando no es ninguna novedad. En todo caso, la única novedad que demuestra es que en el Siglo XXI ya no se pueden guardar secretos.

¿Cuál es su análisis de las últimas filtraciones de WikiLeaks?

Mire, que WikiLeaks nos revela lo que ya sabíamos. Básicamente son cosas que ya conocíamos, o que sospechábamos. En el sistema de información actual es inevitable que los actos más secretos del estado lleguen a conocerse… En la actualidad, no hay secreto posible. Los medios de información son demasiado robustos, demasiados universales, demasiado globales para pretender que se mantenga en secreto algo. Dentro de veinte años tal vez nadie se acuerde de esto. Todo pasa a la historia, todo pasa al olvido. Pero claro, es un caso sensacional. Es muy sensacionalista y le crea responsabilidades al Estado Norteamericano.
Ahora, también hay que decir que la mayor parte de los asuntos que se revelan son anteriores al gobierno actual de Obama. Quizá ya hay una reconsideración de estos procedimientos debido a las revelaciones de WikiLeaks… Pero, repito, estas eran todas cosas que ya sabíamos. No me sorprende nada. 

Yo creo que le incumbe al gobierno de Barack Obama asegurarse que este tipo de cosas no vuelvan a suceder o que haya procedimientos para que los secretos sean realmente secretos. Es muy difícil guardar un secreto en el Siglo XXI.

Entonces usted no ve esto como un giro radical para el periodismo de investigación... ¿Lo ve más como un tema sensacionalista?

Hay algo de sensacionalismo, desde luego. Pero le repito, hay una especie de ilustración de lo que es la información del mundo actual, que no es lo mismo que hace diez o veinte años. Hay que proceder —los gobiernos y el periodismo— con la conciencia que todo se va a saber. Si no se sabe hoy se sabe mañana. Se sabe muy pronto. Porque los medios de comunicación indagan, se meten, saben absolutamente todo… El problema va ser defender ámbitos de la vida privada en todo esto. Pero la vida pública, por definición, debe estar abierta al conocimiento del público. Y tratar de esconderla es algo que ya le corresponde al pasado.

Lo que probó WikiLeaks es que de ahora en adelante, todo gobierno deberá saber cada acto que cometa se conocerá tarde o temprano.

¿Y en este sentido es un giro para generar optimismo sobre el futuro? ¿El mundo va a mejorar por esto?

Yo no tengo optimismo de nada ya. De muy pocas cosas. Pero en cuanto al periodismo y al conocimiento de la verdad, pienso que esto por lo menos plantea un problema.

¿Usted piensa que lo que hacia Luis XV en privado, en su política secreta se sabía? Pues no se sabía. No había medios. Esto fue aumentando progresivamente.

Entonces, los gobiernos tienen que saber que sus actos van a ser conocidos y van a ser publicados. Y los periodistas tenemos que saber que hay que estar muy, muy, -claros para recoger la información verídica. No la falaz. La información seria. No la sensacionalista. Crea obligaciones tanto para los gobiernos como para el periodismo.


¿Usted considera al señor que encabeza WikiLeaks como periodista?

Yo no sabía nada de él. No sé quién es.

¿Y como novelista se ha puesto a ver los cables? ¿Podrán ser útiles como para inspirar un escritor de ficción?

¡Como novelista mi imaginación es superior a todo lo que dice WikiLeaks! Es que la imaginación de un novelista es siempre superior a la del estadista y al del periodista, inclusive. Porque tenemos la libertad de contar mentiras.

El hecho es que la verdad a veces se encuentra… A ver, dígame usted ¿quién lee los historiadores rusos o franceses del siglo XIX? Se lee Víctor Hugo y Dostoievski. Porque la verdad esta en la imaginación también.





martes, 22 de febrero de 2011

UN INMIGRANTE DE LA LUNA.

Una entrevista al pintor, nativo de La Luna, Cristóbal Ruíz.


Cristóbal Ruíz. Fotografía de José Antonio Rosales

Hoy le obsequiamos este texto de Vielsi Arias que nos muestra aún mas sobre Cristóbal Ruíz, (La Luna, 6/02/1950- Naguanagua, 5/02/ 2005) nuestro pintor selenita. El texto fue tomado de la revista La Tuna de oro, número 42, correspondiente al lapso julio-diciembre de 2005.

*******



Cristóbal Ruiz, bohemio en lo contemporáneo. Partió de La Luna bajo el sedante de su propio sueño, manteniéndolo despierto, hasta volver la mirada, llorar ante el altar de los recuerdos y nuevamente seguir caminando, sonreír ante la ironía de la existencia misma intuyendo lo que quería decirle el viento para luego salir desnudo detrás del pincel y pedirle a la tinta, casi suplicando que le confiese. Entonces y estando de rodillas nace el engendro, que es a veces más grande y más valioso que el artista mismo. 

En su andar solitario, cuántas pisadas, cuántas manos habrán despreciado su presencia,. Sin prejuicios sigue caminando por instinto, los sentidos le son suficientes para estar de pie. Aunque se duerma en la calle, se flagele entre los escombros de la acera, se minimice en cada trazo dibujado en la ciudad. Continua aún más sólido que las vitrinas de los salones, quienes viven peregrinando profecías de las que no están seguros. Su vida un paradigma contrario, burlado en todos los espacios. Tantas veces ha dejado sus heces, su cuerpo desnudo y sus sinceras palabras como síntesis de la obra misma, en rincones de esta ciudad, que se siente pequeña y acorralada, cada vez que Cristóbal hace referencia. Como perfecta unión de los opuestos, esta ciudad (Valencia) y Cristóbal han convivido juntos, sin estar cada uno al margen del otro. El rechazo, tal vez el repudio de la elitesca valencianidad, han alimentado al artista, el sarcasmo, lo inadecuado que siempre se le critica a la obra hecha carne y que tanto gusta a la obra hecha metáfora y símbolo. Una dualidad que a la vez se conjuga y se divorcia. 

La Tuna de Oro. Número 42.

En su andar solitario, bajo los escombros de la noche. Cristóbal vive una batalla, angustiado, nervioso, inseguro, ante el vacío que deja la hipocresía del oportunista, los llamados amigos, espera paciente, a que el hombro de la tarde llegue a recogerle. Señala Dickinson (1986): "Sabré el por qué cuando termine el tiempo, no me pregunte ya a mí misma; nos explicará Cristo toda angustia en el aula del cielo, clara y linda".

Cristóbal Ruiz

Tal vez pasará el peligro y su muerte muy de cerca, pero sólo rozará, su brazo jamás estará tranquilo hasta haberlo encontrado todo. Por su parte el mecenas intentará despertar, vestir su razón. Sin embargo la intención resultará inútil, porque al fin y al cabo para Cristóbal estar poseído es lo más importante. Su cuerpo es apenas un instrumento para crear, un vehículo que se toma, se usa y es dado al olvido. Su ser es dadivoso, es en serio un compro­miso consigo. Plantea Rilke (1903): "Para los creadores no hay pobreza, ni lugares pobres, comunes incluso si estuviera en una cárcel cuyas paredes no dejaran llegar los ruidos del mundo hasta sus sentidos. ¿No tendría usted aún su niñez, esa deliciosa, magnífica posesión que son los recuerdos? Vuelva hacia allá su intención, intente recuperar las sensaciones hundidas de ese amplio pasado: su personalidad se consolidará, su soledad se ampliará y se convertirá en una habitación a media luz frente a la cual pasa, a lo lejos el ruido de los demás".

Es la misma constancia, que aun seca, permanece colgando, la del revolucionario que da su vida por el proceso de transformación, el que deja a un lado familia, academia, por la lucha incansable. Ese que muere de pie con la frente en alto, sin sentirse pequeño. Se erige aun en sus debilidades, porque definitivamente se siente seguro, aunque no sepa donde terminará, aunque intuya y de pronto dude, aún descalzo sigue caminando.

Caricatura de Carlos Tovar

Tendrá Cristóbal que esperar la muerte, para que la memoria tenga consideraciones consigo, después de todo será grato recordarlo, entre las anécdotas de los amigos, cuando sus trazos hayan desaparecido en manos de los hipócritas, donde más allá de su talento, son atributos lo que le hace mantenerse de pie. Señala Ernesto Sábato: "El coraje para decir la verdad, su tenacidad para seguir adelante, junto a esa fe en lo que tiene que decir y de una combinación de modestia ante los gigantes y arrogancia ante los imbéciles, una necesidad de afecto y una valentía para estar solo rehaciendo la tentación y el peligro de los grupitos de galerías de espejos". El porvenir en cualquier caso será siempre incierto, trágico, si se fracasa, solitario si se triunfa en medio de los malentendidos y manoseos. Cristóbal siempre está preparado para dar su testimonio, aunque no esté seguro su porvenir. Sábato plantea: "Pero para colmo nadie te podrá garantizar lo porvenir convir­tiéndolo en esa asquerosidad que se llama hombre público y con derecho (¿derecho?) un chico como vos mismo eras. Al comienzo te podrás escapar y también deberás aguantar esa injusticia, agacha el lomo y sigue produciendo obras como quien levanta una estatua en un chiquero". 

Cristóbal el transeúnte que se cuela, en las líneas de esta ciudad, no ha dejado nada por dentro, se ha vacunado de sí mismo, en medio de sus fantasmas, su embrujada vida, sostenida en fatiga y tensión, admitiendo que no vale nada si no lo acoge un signo, una palabra, una presencia, hasta morir de frió, solo.  

Autorretrato

Entrevista (Febrero 2004)

Vielsi Arias. -¿Qué piensa tu familia de Cristóbal el pintor? 

Cristóbal Ruiz. - Creo que no piensa nada, mi hermana cuando yo le digo, me voy porque tengo que trabajar, me dice - ¿conseguiste trabajo?- ella no cree que esto sea un trabajo, que me puede generar beneficios económicos.



domingo, 20 de febrero de 2011

"TOMASA OCHOA:

In Memoriam"




Tomasa Ochoa Cordero



Hace un mes Tomasa Ochoa Cordero partió hacia los puertos grises. Y hoy el pintor Freddy Ordaz comparte este texto con nosotros.
Freddy Ordaz


La sombra le tiño su vestidura y el amor la encontró dormida bajo un soplo del tibio mediodía. Tomasa Ochoa nacida en un rincón de las montañas de Montalbán, occidente de Carabobo, el mes de enero de 1915, oscilaba su pulso del silencioso siglo. Ella creció con el siglo, de tranvías y vino tinto, dispuesta a contarle su vida a quien quisiera escucharla. Esa poetisa, joven labriega de imagen voladora, que recogía flores silvestres, algunas veces bajo la pertinaz lluvia, acompañada de arco iris y cantos de aves. Habitó en esa comarca poblada de naranjales que perfuma los aires y las faldas del cerro La Copa.

Ella nos abrió la puerta de su modesta y sencilla casa, ubicada en la populosa parroquia valenciana de san Blas, una tarde precisamente un mes de enero. Allá entre sorbos de café, anécdotas y conversas; sentada frente a nosotros su rostro brotó su dulzura, colmada de humildad. La menuda figura narró remembranzas sobre el carrusel de recuerdos. Su ternura transmitía la devoción de su alma limpia. Hasta las ondas de su cabellera llega su inocencia buscando respuestas en los Dioses ancestrales.

El espacio de la poeta Tomasa Ochoa se la veía venir entre la fiesta de papeles, lápices, tinta y colores que acabaron su vida, los llevaba en el pecho donde pendían sus noventa y seis calendarios de vida que se llevo a su modesta tumba. Su nombre engalanará las páginas de nuestra historia literaria, que como cronista nos dejó una verdadera industria de escritos. Esa tarde, otra vez enero, pero comenzando el año 2011 nos enteramos de la infausta noticia de la partida de ésta  flor alegre, casi mágica,  que  brotaba  palabras sin esfuerzo alguno, agolpando letras  en su pluma.

Esa tarde hemos mirado cuando te alejabas encerrada en el coche fúnebre. Tu pensamiento perenne se diluye entre el viento y el humo callejero de la tan golpeada ciudad. Ahora eres luz que duerme, tu línea del tiempo se detuvo para que los escarabajos sepultureros sean guardianes de tu ultima morada. Al retirarme y dejarla en paz y reposo, extraje de su libro Páginas en el Espacio, 1981, el verso Sepulturero: 

Navegando en agonía
esclava de mis andares,
rompí camino al final
y me iba capeando la tierra.
No sé que quiso decir. 
Aunque no le di respuesta 
sé que deben bajarme. 
quiero sentir allí los inviernos
y saber de lo que hablan las noches.

Para la poetisa Tomasa Ochoa una rosa como recuerdo de nuestro llanto y su lejana presencia: In Memoriam


viernes, 18 de febrero de 2011

"El enano". Texto de Guillermo Cerceau


Enano. Ilustración de Yilly Arana perteneciente al libro "El elefante muere"

En el mes de febrero de 2007 se terminó de imprimir la plaquette de Guillermo Cerceau titulada "El Elefante Muere". Hoy le obsequiamos uno de los textos perteneciente a esta publicación.

///

El enano tampoco necesita de un disfraz. Lo que lo hace enano no es una prótesis ni una máscara, sino su propio cuerpo. Su vida, a diferencia de los otros artistas, y en cierta manera como en el caso del payaso, no está dividida entre su actuación y su cotidianeidad, porque no se convierte en enano para entrar en escena, ni deja de serlo al salir. El enano es, después del payaso, el ser más auténtico que existe, y con éste, también el más generoso, ya que deja que otros se rían de su condición. A diferencia del payaso, sin embargo, se nace enano, se tiene una familia, se vive en un mundo de afectos, razón por la cual aquel no puede estar a su altura jamás. El enano morirá y lo velarán sus familiares y amigos, no como un deber o una rutina, sino como un acto de expresión de sentimientos. En pocas palabras, el enano es un realista y su mundo es objetivo, como el del obrero o el del soldado.

La reflexión le es ajena, al igual que al payaso, pero por motivos diferentes. Nadie hace teoría con su propia condición física, excepto tal vez, un sicótico. La teoría requiere de una distancia que nunca tenemos con nuestro cuerpo. Esa ausencia de reflexión puede traer a la vida del pequeño hombre algo de felicidad, al menos un resplandor o una chispa, lo que le está negado al payaso. El enano no deja de ser enano cuando acaba la función, pero si deja de ser torpe, de bro­mear sobre lo obvio, y no siente la premura de decir tonterías, porque puede decir otras cosas. 

Todo enano lleva consigo un cuaderno que hereda de sus padres y en el que anota las frases simples e inocentes que escucha de los demás hombres. En las noches guarda su libro bajo la almohada, convencido de que sus sueños serán mejores. El hecho de que éstos siempre sean grises y de que revelen un mundo mejor, pero inalcanzable, no cambia las ilusiones del enano, como no cambia su costumbre de anotar frases que nunca lee y por esa falta de escrutinio -o de sentido, si se quiere- el libro sigue pasando de padres a hijos y de madres a hijas.


"El  elefante muere" de Guillermo Cereceau




Este texto pertenece al libro "El  elefante muere" de Guillermo Cerceau. ISNN: 980-12-2236-0. Las ilustraciones corren a cargo del artista Yilly Arana y el montaje y diagramación son de Pablo Fierro.





jueves, 17 de febrero de 2011

Un Poema del artista plástico, nativo de La Luna, Cristobal Ruiz



Cristóbal Ruíz. Fotografía de José Antonio Rosales

Hoy le obsequiamos este texto de Cristóbal Ruíz que fue publicado en el número 42 de la revista La Tuna de Oro correspondiente al lapso julio-diciembre de 2005. 



Revista La Tuna de Oro Nº 42.




A la orilla de la carretera zigzagueante
de un esplendor plateado,
enceguecedor
se encuentran camburales alrededor
de un frondoso samán.
Cerca hay un rancho de bahareque
donde al medio día los animales se
confunden con el humo del fogón
vestido con mucha leña
cose el alimento de los huéspedes de
la casa.

A lo lejos se escucha el burro
entre los discordes sonidos del viento
una leve brisa escapa carcajadas en los
matorrales que bailan en la brisa
es el niño que vuelve a las 12:00pm 
acompañar la tertulia de los animales
quienes conversan en el patio de la
casa ante el insaciable apetito.

En el fondo del salón, los cochinos y
pavos intercambian palabras
por su parte a cacarear estentóreo de
la gallina hace un gran concierto en el
ramaje de múltiples verdes y hojas
geométricas.
Convierten el turbulento espacio
en el gran teatro de la alimentación.

El niño espera su turno
en el orden de las gallinas y pavos
cortejados por el lugar que se pelean
en su animalidad, permanece sentado,
con los pies descalzos y la ropa
corrompida
por las labores del día.
La sucia falda protege el fogón
Para espantar el hambre
Que ronda la sala ante la espera.


Los Caballos de La Luna.Cristóbal Ruíz


miércoles, 16 de febrero de 2011

La escritora María Elena Walsh partió a los Puertos Grises


María Elena Walsh a los 17 años.

El pasado 10 de enero la escritora argentina María Elena Walsh partió a su ultimo viaje. Como reconocimiento a su trabajo y para darla a conocer entre aquellos lectores que no la conocen reproducimos esta nota del diario La Nación


*******

Murió María Elena Walsh

La autora de clásicos infantiles falleció a los 80 años en el sanatorio La Trinidad tras padecer una larga enfermedad.

Lunes 10 de enero de 2011 
 
La escritora, poetisa y compositora María Elena Walsh falleció ayer a los 80 años tras padecer una larga enfermedad, según confirmaron desde la Sociedad Argentina de Autores y Compositores (Sadaic) a lanacion.com. 

"El Sanatorio Trinidad Palermo informa del fallecimiento de la Sra. María Elena Walsh, luego de una prolongada internación y como epílogo de padecimientos crónicos que la aquejaban, contra los cuales luchó en los últimos tiempos", informó el centro médico a través de un escueto comunicado.

Los restos de esta figura prominente de la cultura argentina son velados en la sede de Sadaic, de la cual formaba la comisión directiva, en Lavalle 1547, y serán inhumados hoy desde las 11 en el Panteón que la entidad posee en el Cementerio de la Chacarita.

Sin efectuar declaraciones a la prensa, la Presidenta Cristina Fernández arribó pasadas las 23 al velatorio de la artista María Elena Walsh en el que permaneció cerca de 10 minutos.

La mandataria llegó acompañada por Oscar Parrilli, secretario General de la Presidencia; y Carlos Zannini, su par de Legal y Técnica.

La autora de libros, obras y canciones infantiles que se convirtieron en clásicos como Manuelita, ¿dónde vas? , Canciones para mirar, y El reino del revés, nació en el barrio de Ramos Mejía, en Buenos Aires, el 1º de febrero de 1930. En 1981, le diagnosticaron cáncer óseo.

Su padre, irlandés, se casó en segundas nupcias con su madre, con quien tuvo dos hijas: Susana y María Elena. "En mi casa había un ambiente de clase media ilustrada. Gente con sensibilidad hacia el arte, la lectura, la música. Ese es un privilegio de cuna muy grande. Es como heredar una fortuna", expresó la reconocida autora a LA NACION.

martes, 15 de febrero de 2011

Se acabaron los "ratones" en la Librería Lectura en Caracas




Otra librería emblemática ha caído en Venezuela. Los motivos son económicos básicamente: aumento de los costos para mantener un local y la dificultad para obtener los libros, ademas del incremento de estos artículos que lo hacen prácticamente objetos de lujo.

¿Esta el sector librero en crisis? esa es una pregunta que debemos hacernos y que debemos responder con rapidez para ir tomando las decisiones  adecuadas que guíen nuestras acciones este cercano futuro.

Lean esta reseña que fue extraída del diario El Universal y vayan preparando sus conclusiones. Si los visitantes de este blog dejaran comentarios quizás podríamos tener un debate interesante.

Richard Montenegro

///

DUBRASKA FALCÓN/ ÁNGEL RICARDO GÓMEZ |  EL UNIVERSAL

martes 8 de febrero de 2011 

Ser librero en Venezuela se ha convertido en un negocio complicado. Así lo afirma Walter Rodríguez quien dirige la hoy cerrada librería Lectura, que desde hace 60 años estaba ubicada en el Centro Comercial Chacaito. El motivo del cierre toca las puertas de muchas librerías en el país. Primero, el aumento del costo del alquiler del local; y segundo, el vencimiento del contrato de la empresa que lo trajo a Venezuela para abrir la librería. 

Walter Rodríguez trata de levantarse en la red y anímicamente, ya que la decisión del cierre ha sido un duro golpe (Nicola Rocco/archivo de El Universal)

Pero a estos motivos se le suman los costos de los libros, aunado a las dificultades que existen para importarlos y la desaparición de lo que él llama "ratones de librerías".

"Hay muchas librerías que han cerrado y considero que muchas más van a cerrar este año por distintas causas. Ya no hay el gran público que compraba libros. Por razones de importación se están vendiendo mucho los títulos nacionales, que tocan el tema político y económico actual; que hablan de los temas del siglo pasado, y las novelas. Pero ya no están esas personas que se llevaban hasta cuatro libros. Ahora algunos importan a cambio libre y eso aumenta los costos. ¡Un sueldo no da para comprar cuatro libros! Por eso no existen los 'ratones de librerías'", afirma Rodríguez, quien está llevando, momentáneamente, a Lectura a la web, hasta que consiga otro local.


Para Ignacio Alvarado, de Libroria, ubicada en Las Mercedes, el negocio de los libros no se ha hecho rentable para las librerías independientes. Solamente los grandes, como Tecniciencias y Nacho, han podido sobrellevar el tema de la importación, según Alvarado.


"Importar libros se ha convertido en algo imposible. Yo no lo puedo hacer. En Venezuela, cualquier sector que dependa de la compra de dólares es complicado. Los trámites para la importación son demasiados. Tengo que hacer una compra mínima, asegurar que el libro no se puede producir en Venezuela. Hoy es más difícil ofrecer libros que en años anteriores. Es muy difícil, los libros no se hacen en Venezuela. Y traerlos en dólar negro es ilegal. Todo depende ahora de Cadivi", asegura Alvarado.


Roger Michelena, gerente de la editorial Ficción Breve Libros, siente que el cierre de cualquier librería constituye un daño muy grande para la cultura. "En los últimos años han cerrado la Monte Ávila, la del Ateneo de Caracas, Macondo, Punto y Coma en La Florida... ", recuerda, al tiempo que valora a Lectura como una librería de punta, "es para que la Cámara del Libro tome cartas en el asunto", propone.


El librero con 20 años de trayectoria afirma que no hay estadísticas con respecto al número de librerías especializadas que han pasado a papelerías por la falta de variedad de títulos y las restricciones para la importación (los llamados certificados de no producción y, en general, los trámites del Ministerio de Industrias Ligeras y Comercio, que pueden tardarse de seis a siete meses para la autorización de divisas para la importación de un libro).


Al aumento de los alquileres de los locales comerciales se suma la caída de las ventas de libros que siendo optimista, Michelena calcula en 30%, falta de títulos y novedades (no sólo Best Sellers).


Rodnei Casares, de Librería Alejandría, coloca la caída de las ventas en más de 30% en el período que va de 2005 a 2010. Al igual que su colega, el librero lamenta el cierre físico de Lectura, "porque es la librería con más historia, junto con otras como Suma". 



Para Casares la principal implicación de la desaparición de esta librería es la disminución de espacios para la concertación, la reunión y la discusión.


Y público hay. Según Michelena, el venezolano lee, "no los títulos que quisiéramos los editores, pero lee. No han bajado los índices de lectura". Casares, por su parte, apunta que en los últimos años ha habido un "empujón" de la lectura. "Puedes ver a amas de casa comprando libros de política o Historia, la gente necesita más información".


Casares opina que todavía quedan librerías importantes, "que hacemos esfuerzos por mantener las bibliotecas surtidas; aunque la gente cada vez más se va moviendo hacia las cadenas, donde consiguen desde un bolígrafo hasta un clip".


*******






Richard MontenegroPerteneció a la redacción de las revistas Nostromo y Ojos de perro azul; también fue parte de la plantilla de la revista universitaria de cultura Zona Tórrida de la Universidad de Carabobo. Es colaborador del blog del Grupo Li Po: http://grupolipo.blogspot.com/. Es autor del libro 13 fábulas y otros relatos, publicado por la editorial El Perro y la Rana en 2007 y 2008; es coautor de Antología terrorista del Grupo Li Po publicada por la misma editorial en 2008 , en 2014 del ebook Mundos: Dos años de Ficción Científica y en 2015 del ebook Tres años caminando juntos ambos libros editados por el Portal Ficción Científica. Sus crónicas y relatos han aparecido en publicaciones periódicas venezolanas tales como: el semanario Tiempo Universitario de la Universidad de Carabobo, la revista Letra Inversa del diario Notitarde, El Venezolano, Diario de Guayana y en el diario Ultimas Noticias Gran Valencia; en las revistas electrónicas hispanas Alfa Eridiani, Valinor y Gibralfaro, Revista de Creación Literaria y de Humanidades de la Universidad de Málaga y en portales o páginas web como la española Ficción Científica, la venezolana-argentina Escribarte y la colombiana Cosmocápsula.